Invita SMO a conocer y erradicar síndromes que limitan liderazgo de mujeres

Invita SMO a conocer y erradicar síndromes que limitan liderazgo de mujeres

En conferencia virtual se habló del origen e impacto de obstáculos y se dieron recomendaciones para erradicarlos

Oaxaca de Juárez, Oax.- Los estereotipos de género, entre otros factores, crean la percepción de que los hombres tienen mayores talentos que las mujeres para asumir liderazgos, señaló la titular de la Secretaría de las Mujeres de Oaxaca, Ana Isabel Vásquez Colmenares Guzmán, al dar la bienvenida a la Conferencia virtual “Los 10 síndromes que limitan el potencial de las Mujeres Líderes”, impartida por la especialista Virginia García Beaudoux.

El 95% puestos de liderazgos son ocupados por hombres, afirmó la funcionaria y dijo que cuando las llegan a ellos, se sienten obligadas a ejercer liderazgos masculinizados en vez de feminizarlos, dijo y a veces “nosotras mismas nos obstaculizamos”, lamentó. De ahí la importancia de visibilizar los síndromes y trabajar en su erradicación.

Asimismo, Vásquez Colmenares señaló que la pandemia trajo consigo nuevas amenazas para abrir más las brechas laborales, y destacó que las negociaciones de liderazgo los hombres suelen hacerlas fuera de espacios laborales como en el campo de golf, en bares y restaurantes donde las mujeres no pueden acceder ante la falta de tiempo.

Por su parte, la conferencista dijo que el primer obstáculo para los liderazgos de las mujeres es cultural y explicó conceptos como techo, paredes, precipicios y laberintos de cristal a los que se enfrentan las mujeres, en su camino hacia el liderazgo, obstáculos que cuando se internalizan se transforman en enemigos internos, en síndromes.

Entre los síndromes, García Beaudoux mencionó el de “la chica inmaterial” cuyos síntomas son el no saber ponerle precio a su trabajo. El síndrome de “la número 2”, cuando se piensa que el cargo va a afectar la vida familiar. Síndrome de la eterna estudiante, de la “tomanotas”, de “Yo lo preparo, pero lo presenta él”, de “la ambiciosa”, de “la exitosa culpable”, de “la perfeccionista” y de “la impostora”.

Tras señalar sus características y consecuencias hizo sugerencias para erradicarlos, como educar a la niñez en igualdad, vencer el miedo para aceptar cuando les ofrezcan un lugar de liderazgo.

De igual forma sugirió salir de la zona de confort y aceptar que se puede aprender en el camino; pedir lo que se quiere en voz alta, aprender a poner límites, decir no y evitar complacer a todo mundo, elegir proyectos de trabajo y personas que sumen, comunica y visibiliza logros, y suma e impulsa a más mujeres en el equipo. La conferencia completa la pueden ver aquí

COMPARTE LA NOTA EN TUS REDES

Related posts